domingo, 31 de agosto de 2008

Infancia de Izaskun Legarza

INFANCIA

Territorio extraño el de la infancia. Merodeando siempre. Haciendo ruido como si vecino del piso bajo.
Paisaje curioso que se nos instala en el recuerdo como lugar de descanso gobernado por la inocencia.
Infancia-Inocencia: pareja sólida que a veces felicidad.
Infancia y la inocencia arma en la habitación cuando fingías dormir en las inquietas Noches de Reyes.
Infancia y la inocencia coraza en el colegio cuando el profesor apaga sus puros contra la mano de tu mejor amiga.
Infancia y la inocencia deseo en la cocina cuando tu madre te habla y te quieres espejo.
Infancia y la inocencia miedo en la consulta cuando el pediatra pregunta si te toca el cuerpo tu padre y respondes que no callando que es tu tío quien lo hace.
Inocencia-Infancia: pareja sólida que a veces nostalgia.




3 comentarios:

AdMortem dijo...

Busquemos el camino de regreso... al tiempo amarillo de las fotos de las que fuimos sustraidos bruscamente... hasta hallar la respuesta del porqué este hundirse a diario.

Juan Yanes dijo...

Una vez leí una cosa muy bonita sobre la infancia que decía Cesare Pavese, te la copio: "La infancia es la máxima laboriosidad porque está ocupada en descubrir el mundo y en recreárselo. Cualquier cosa que nos ha ocurrido es una riqueza inagotable: cada retorno a ella la aumenta y ensancha la dota de relaciones y de profundidad. La infancia no es solamente la infancia vivida, sino la idea que de ella nos hacíamos en la juventud, en la madurez, en la vejez. Por eso parece la época más importante: porque es la más enriquecida por las rememoraciones sucesivas". Mucho ánimo, me gustó un montón tu texto de la infancia y la forma esa discontinua, como los rescuerdos, tan vanguardista (si es que se puede decir esta palabra ya). Saludos. JUAN

siempreconhistorias dijo...

Gracias Ad y Juan. Recuerdo y engrandezco mi infancia a diario. La rememoro sí e intento explicarme las fotos y hacerme ideas que refloten esta madurez que se va a putrefacta.
La vida es bella... está en mi siguiente entrada.
Gracias por las visitas.