lunes, 1 de diciembre de 2008

HISTORIA DE UN AMOR: EL CUMPLEAÑOS DE LILIAN

En el mes de abril del año en curso estaba yo de baja laboral con un diagnóstico de trastorno ansionso depresivo (no recuerdo las siglas y números de la OMS y no me apetece levantarme a buscar partes médicos). Andaba muy cansada y llorosa revolviendo todas mis neuronas y neurosis en un intento, por esta vez útil, de tomar decisiones definitivas respecto a mi lugar de trabajo. Hacía ya mucho tiempo que sabía que debía abandonar el colegio de mi vida, pero hacerlo se estaba conviertiendo en un extraño martirio a la manera de destino implacable.



Vamos, que corrían para mí tormentosos tiempos y paseaba yo la ciudad siempre con libreta y lápiz, siempre con angustia y miedo, siempre con necesidad de encontrar a alguien que me comprendiera.



Un día de ese mes, no recuerdo exactamente cuál, volvía a casa con mis hijos al atardecer cuando me encontré a Juan Yanes y nos paramos a hablar (mis hijos se enfadaron pertinentemente) sobre la decisión que había tomado y sobre su blog literario (máquina de coser palabras, como saben). Y así hablando le comenté mi pasión por una escritora que sólo a través del blog conocía y de la que no lograba encontrar nada de nada por más que visitaba las librerías. Me refería yo a Lilian Elphick de la que Juan, amable cual suele, me contó algunas cosas y prometió pasarme más textos. Nos despedíamos cuando me comentó el profesor que no conseguía que amigas de esta isla le escribieran algún cuento y yo arranqué de la libreta el único que llevaba ese día y le regalé mi "Perfecto" que en un par de días apareció en la máquina de coser. Recibí así el gran obsequio de ver un escrito de mi libreta en la pantalla acompañado de unas bellísimas fotos. Fue bondadoso Juan. Mucho y me sentí yo regalada y alabada y anonadada porque envié más y colgó más y Pizarr comentó, y Dédalus y ¡Lilian!



Leer a Lilian animándome fue para mí una sorpresa maravillosa porque la escritora chilena se había convertido en mi más preciada lectura, entrando en los altares de Lispector y Pizarnik, de Cortázar. Yo lectora reverencial me encontraba con la letra de mi escritora cumbre, de mi ídolo que pronto me pedía foto y biografía para meterme en Letras de Chile y me publicaba minis como si fuera natural y me escribía correos internáuticos como mujer. Y así, de pronto, inesperadamente Lilian Elphick entró en mi vida como lectura necesaria y como mujer amiga. ¡No podía soñar más!



Estamos en diciembre. Lilian me dedicó un cuento que algún día subiré aquí y me ha seguido escribiendo y animando. Yo la leo a diario, tengo un libro-objeto de tacto papel cartón sin satín y con dedicatoria de esta admirada autora. Leo sus relatos y disfruto admirada de su capacidad y admiradora de su trabajo. Leo sus artículos y reseñas, sus blogs y sus colaboraciones. Leo en voz alta para compartir y saborear, en voz baja para deleitarme, a media voz antes de dormir. Leo a Lilian y me enamoro. Hoy es (ha sido, casi) su cumpleaños. Llamé para felicitarla y fui feliz con su voz al otro lado. Leí su blog y no sé qué comentar. Ana, Adalberto y Tomás le escribieron tarjetas. Toda la familia brindó por ella. Todo este rollo que escribo es para felicitarla.



Felicidades Lilian. Muchas felicidades.


Te quiero mucho.



PD: este artefacto ha vuelto a deglutir mis puntos y aparte. Me acuesto.

14 comentarios:

sergio astorga dijo...

Izaskun, si me permites unirme a tu voz y dar un afinado y melódico comentario en honor de la festejada diria: En Santiago existe una cumpre de palabras.
Un abrazo feliz.
Sergio Astorga

Gara dijo...

Feliz cumple Lilian! Gracias por sembrar sonrisas en los jardines queridos!

siempreconhistorias dijo...

Por supuesto te permito, Sergio. Sé que admiras a Lilian tanto como yo (y eso en un hombre no deja de asombrarme).
Abrazo a voces.
Izaskun

siempreconhistorias dijo...

Gracias por comentar, Gara. Echo de menos tus exquisitas palabras y tu presencia. El blog ded Lilian es ojo travieso. Si entras estoy segura de que te cautivará.
Un beso.
Izaskun

Maribel dijo...

Pues me vas a permitir que yo también felicite a Lilian y por supuesto a ti por esta estupenda entrada. Vuestra amistad es admirable. No voy a perder de vista el ojo travieso. Un abrazo.

siempreconhistorias dijo...

Permitidísimo Maribel. Te enlazo ahora mismo a febrero, perdona el desastre de no haberlo hecho antes. Lilian y sus blogs, todos, son una parte ya imprescindible de mis días.
Muchísimas gracias por tu visita.
Un abrazo.

Escrituraleatoria dijo...

Feliz cumpleaños a Lilian.
Izaskun, traje en mi maleta "Migraciones", no sólo las mías, sino las de Gloria Gervitz que te quiero regalar. Escribeme al mail tu dirección (miriamjerade@gmail.com).
Un abrazo
Miriam

Abol dijo...

Pero qué emoción, Canariza! No merezco tantos halagos.
No sé cómo agradecerte..., agradecer a todos los amigos tanta palabra hermosa.

Van mis besos y abrazos.

L.

siempreconhistorias dijo...

Gracias, Miriam, por traerme migraciones. Te escribiré.
Un abrazo.
Izaskun

siempreconhistorias dijo...

Querida Lilian hermosas palabras las tuyas que halago ajena a la crítica literaria profesional y sentidora de lecturas.
Todo lo escrito es con amor, y con conocimiento.
canariza

Triana dijo...

LLego un poquito tarde a leer tu comentario, estos días fueron complicados y apenas me dió tiempo a pasar en esta maquina unos pocos minutos, Felicidades a Lilian por su cumpleaños y Felicidades a ti por esa bella amistad y por la preciosa entrada que has escrito.

Es un lujo disfrutar de tu blog.

Un abrazo enorme.

siempreconhistorias dijo...

Gracias por tu visita Triana. La amistad con Lilian y la admiración que le siento me parece vital. Tus muestras de arte imprescindibles.
Un abrazo.
Izaskun

Mega dijo...

Bonito homenaje, Izaskun.

Lleva razón, Lilian: tienes que seguir escribiendo como haces. ;-)

Un abrazo fuerte

siempreconhistorias dijo...

Sentido, Mega, tú lo sabes. Adoro la escritura de Lilian, soy muy reconcentrada (me temo) y cuando leo a alguien que juega de esa manera con las palabras caigo rendida. Tú tienes el privilegio de conocer a la Lilian de carne y hueso, sé que las dos conocemos a la extraordinaria mujer y escritora que es.
Un abrazo.
Izaskun