jueves, 1 de octubre de 2009

disparaTitos (7)

Uno de octubre de 2009. En Santa Cruz de Tenerife. Con un dolor de cabeza incesante. Intentando un cumplimiento que no tiene más sentido que el intento de mantener una dignidad que en el fondo poco me importa. Llena de lamento, ¡otra vez!, me impongo el azul por ver si disparato algo medianamente curioso. Y en vista de que hasta las teclas se me resisten y no está el horno para prolegómenos les dejo por aquí los disparaTitos que han salido y que tienen, a mi parecer de poco juicio, un tono en exceso dulzón para lo amarga que me siento. Y qué más dá (este no lleva tilde, creo, ¿o sí?) si siempre me gustó el agridulce. A todas la consabida petición de opinen sin miedo pero sin bombardeo. Y el abrazo serio.

disparaTitos (7)
xviii las flores
(y el tiempo)
Equis se presentó un día cualquiera con un enorme ramo de flores rojas frente a la puerta de su oficina.
Entonces, Zeta se sintió amada.
Más adelante Zeta recibió un elegante centro de flores amarillas con una delicada tarjeta firmada por Equis.
Así se supo traicionada.
Al fin Equis acudió a su encuentro con ramillete de flores blancas. Y sonrió Zeta, bajo su lápida.
xix los frutos
(de aquellas flores)
Las flores de la pasión entre Equis y Zeta fueron germen de frutos colmados de virtudes. ¡No he dicho humanos!
Las del engaño derivaron en semillas de justicia, de esas que eclosionan repentinas en lugares inesperados.
Las del amor están aún madurando.
xx el árbol
Que se congratule con Luna y Tierra. Y luego hablamos.

32 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

La sonrisa le llegó tarde a Zeta.
Pero mejor que nunca, no?

Besos.

Camille Stein dijo...

eclosionan repentinas, en el siempre inesperado lugar de la justicia... pero flores en todo caso: testimonios al margen de tiempos consecutivos...

un beso, Izaskun

iliamehoy dijo...

Ay, Izaskun querida....que me matas con esa estocada de palabras tan mágicas.Y me siento tan Zeta, aunque no me cubra una lápida...
pero queda la certeza de esas que aún en el árbol y a su debido tiempo explotaran sin remedio para inundarnos de esperanza.
Una sonrisa, para esos dolores que no paran.

marisa dijo...

El agridulce es el verdadero sabor de la vida...El texto es genial.Las flores, los frutos, el árbol.Me ha gustado mucho.Cuídate, corazón

eva-la-zarzamora dijo...

¿Y las raíces?
¿Qué hacemos con ellas?

Me quedo con el árbol.

Besos, Izaskun. Cuídate.

Abol dijo...

Preciosos textos, Canariza arbolada.
Te felicito.
Besosos,
Y.

Isabel Romana dijo...

Maravilloso el lenguaje de las flores. Y esos frutos... Un abraz- ito, querida amiga.

Malvada Bruja del Norte dijo...

Yo como Eva me quedo con el árbol, y con tu escritura azul.

Besos de otoño!

Maribel dijo...

Agridulces, sí, pero maravillosos disparatitos. El dolor de cabeza te sienta bien, aunque no hay que abusar.
Un abrazo equis y otro zeta.

eva-la-zarzamora dijo...

Tienes mi numerito, te lo dejé, llámame, porfi.

Me quedo colgada del árbol.

Bs.

Arruillo dijo...

El lenguaje de las flores nunda debe faltar en toda relación que se precie, si además hay un árbol donde cobijarse, por fuerza tiene que haber buenos frutos.
PD: ese (da) no lleva tilde; no puede confundirse.
Un abrazo

sergio astorga dijo...

Izaskun, que a tiempo te ha llegado el tiempo.
Estas florituras temporales del encuentro y desencuentro son tan fructíferas como el desengaño.

Me congratulo con tu texto.
¿El árbol sigue en pie? Después nos cuentas.

Un abrazo de tallos, sólo de tallos.
Sergio Astorga

Gemma dijo...

Querida Izaskun:
Ese "suma y sigue" que logras entre disparaTiTo y disparaTiTo me parece una maravilla (por difícil y logrado).

Por lo pronto, yo me congratulo con el árbol...
Besos grandes y abrazos

NáN dijo...

Las lágrimas y el sudor comparten ese sabor salado que da dulzura.

Hay lo que hay. Te copio una estrofa de una canción de Brel. Como mi francés está olvidado, te pongo una traducción chunga:

Quiero llevarte bombones
porque las flores son perecederas
¡Y los bombones son tan buenos!

Jorge Ángel Aussel dijo...

Me gustó la esencia del escrito.

Mis saludos desde Ángel Poético.

Triana dijo...

Mi querida Izaskun, mi horno como sabes tampoco está para muchos bollos, así es que entro, disfruto con lo que escribes y te mando un achuchón fuerte

siempreconhistorias dijo...

Llegó TORO, la sonrisa, y el árbol sigue en pie, floreciendo a duras penas.
Un beso.

siempreconhistorias dijo...

Mi muy admirado CAMILLE, tu versión-visión de las palabras que boto me ofrecen exquisitos sentidos: eclosionan repentinas, en el siempre inesperado lugar de la justicia...¡Erajusto eso!
Un abrazo florido.

siempreconhistorias dijo...

Querida Ilia, explotarán y sonreiremos plenas.Mientras tanto te debo un mail y desde aquí te abrazo y agradezco toda la bondad que derrochas.
Un beso.

siempreconhistorias dijo...

Muchas gracias, querida Marisa. ERes demasiado bondadosa en tus apreciaciones y en este caso se agradece. Intento cuiarme por la cuenta que me trae.
Un beso.

siempreconhistorias dijo...

¡Ay,las raíces, querida Eva! ¡Las raíces permanecen firmes, como anclajes inevitables! Fíjate que el árbol está pensando si aprender a volar.
Besos.

siempreconhistorias dijo...

Imprescindible loba,tu mirada me salva.
Gacias desde dentro.

siempreconhistorias dijo...

Gracias por tus palabras, querida Isabel.Tengo el abra-cito pegado a mi desesperación.
Un besote.

siempreconhistorias dijo...

¡Siempre con lo masculino,estas chicas! Todavía con la Luna.
Un beso.

siempreconhistorias dijo...

Ah, no, querida Eva, de colgarse en el árbol nada que todavía no es NAvidad.
Te llamo.
Besos.

siempreconhistorias dijo...

Un besote de Y griega,o ye, para ti, admirada Maribel. Lo malo es que el dolor abusa de mí.Vamos a ver qué hago.

siempreconhistorias dijo...

Querido profe Arruillo, gracias por responder mi consulta ortográfica. En realidad es una pequeña bromita que suelo hacer por hartazgo de leer de usted, sin la famosa tilde diacrítica de marras.Espero que buena sombra nos cobije porque se presagian por aquí tormentones.
Un beso.Otro a Gon. Un achuchón a Alba y...besazo a Nerea.

siempreconhistorias dijo...

Mi querido Sergio.En pie y batallando sigue, solo en su tronco crujiente, agarrándose fuerte a Tierra.
Un abrazo lunático.

siempreconhistorias dijo...

Gracias por tus palabras Gemma. El árbol sigue por ahí bien apoyadito en escritoras como tú.
Muacs.

siempreconhistorias dijo...

Querido NàN,me los traes de licor, por favor, que así mato dos pájaros de un tiro y ya que engordo por los menos me desdeprimo.
Y ahora en serio muchas, muchísimas gracias y bombones y cañas.
Un abrazote a los dos (el 13 de noviembre estrena Patrick. ¿Se animan?)

siempreconhistorias dijo...

Muchísimas gracias José Ángel. Te debo cientos de visitas.
Un abrazo.

siempreconhistorias dijo...

Querida Triana, muchos, muchos achuchones para ti.
Te llamo pronto.
Izaskun